UTILIZACIÓN DE OZONO EN PISCINAS

Al inyectar ozono en el agua de las piscinas la enriquecemos de oxígeno sin necesidad de robar este elemento como ocurría con el cloro.

Una dosificación excesiva de ozono no es perjudicial, pero nos dará una completa garantía de esterilidad del agua.

Dados los poderes curativos del ozono es ideal para aquellas personas que tengan afecciones de piel.

Da al agua una coloración real, claridad, brillantez, que irritan la piel, las mucosas y los ojos.

El uso de ozono en piscinas se justifica por el aumento de la calidad del agua, de sus condiciones sanitarias, de confort  y  la reducción de impacto ambiental.

Ventajas de la utilización de ozono en piscinas:

•    Nos permite nadar en agua pura y cristalina. 
•    Evita la irritación de los ojos.
•    Evita la irritación  de la piel.
•    Evita los riesgos de las alergias.
•    Evita infecciones en los oídos.
•    Evita la utilización de químicos cancerígenos
•    Elimina completamente las posibilidades de contagios.
•    Elimina completamente posibles olores.